Home / Enfermedades del estómago / Qué es el síndrome del intestino irritable

Qué es el síndrome del intestino irritable

El síndrome de intestino irritable es un trastorno crónico y funcional del tubo digestivo. Como síntoma principal, destaca el dolor abdominal y la hinchazón. Además, se perciben efectos de diarrea o estreñimiento recurrentes.

Se trata de uno de los problemas más comunes del tracto digestivo. De hecho, de entre todas las causas de baja en empresas, tener el intestino irritable es la segunda más utilizada. Según datos estadísticos cerca de un 15% de la población occidental padece este síndrome. Al ser crónico, no se puede hacer otra cosa que aprender a vivir con él.

Nosotros vamos a aprender a identificarlo y a repasar sus orígenes. Pero recuerda, si tienes problemas, acude siempre a un médico.

Causas del síndrome

Hay varias posibles causas que determinan el síndrome de intestino irritable. Repasamos las principales hipótesis:

  • Puede ser un trastorno en la movilidad del colon y el intestino delgado. Las contracciones anormales explicarían muchos casos de pacientes pero no todos.
  • Se ha observado que este síndrome se puede desarrollar después de un caso particularmente grave de gastroenteritis.
  • El estrés y la ansiedad, como en casi todas las patologías del estómago, juega un papel destacado.
  • La intolerancia alimentaria y las alergias tienen relación con esta patología. Aunque esté claro que sean causantes de ella, sí está claro que si tenemos SII debemos ir con cuidado con la comida.
  • También se considera que el Síndrome de Intestino Irritable está directamente relacionado con la sensibilidad de las vísceras. Por lo que, a su vez, aumentaría mucho la actividad de gases.

Principales síntomas

Hay un síntoma claro y principal del Síndrome de Intestino Irritable, y ese es el dolor abdominal junto con una variación en las deposiciones.

Pero hay otros elementos de diagnóstico a tener en cuenta, según el tipo de heces y deposiciones:

  • Estreñimiento
  • Diarrea
  • Situación mixta: ambas cosas, tanto diarrea como estreñimiento, se dan al mismo tiempo.
  • Sin tipificar: no entra en los grupos anteriores.

Para su diagnóstico el médico tiene en cuenta la frecuencia de las deposiciones del paciente, la consistencia y composición de las heces, así como otros elementos clave. Estos son: la sensación en el paciente de que no ha terminado de evacuar cuando ha terminado, gases y sensación de urgencia deposicional.

Tratamientos recomendados

Como siempre, te recomendamos en primera instancia acudir a un médico. Aquí tan sólo informamos de las enfermedades y problemas del estómago para empezar a orientar tus primeros pasos. Respecto al tratamiento del Síndrome del Intestino Irritable se suelen seguir dos caminos: cambios en los hábitos de vida y el camino farmacológico.

  • Cambios en hábitos de vida: En este caso, controlaremos nuestra dieta, limitaremos tabaco y alcohol, así como sustancias a las que tengamos intolerancia. Estableceremos horarios rígidos de comida y deposición. Así como estableceremos 30 minutos diarios de actividad física como mínimo, pues la actividad física es muy buena para aportar dinamismo al intestino.
  • Acercamiento farmacológico: En este caso, dependeremos de nuestro médico. Pero se suelen utilizar suplementos de fibra, así como medicamente como laxantes, antidiarreicos, espasmolíticos, agonistas de los receptores de serotinina y hasta depresivos si el caso es muy grave y afecta al estilo de vida.

Con esta guía, te introducimos en el caso del Síndrome del Intestino Irritable. Si crees que tienes síntomas y problemáticas afines, no dejes de acudir a tu médico de cabecera cuanto antes. Tan en cuenta, en referencia al síndrome, que es muy común y que fácilmente puede confundirse con episodios esporádicos. Si percibes que llevas tiempo con el problema y que está cambiando tus hábitos, puede ser el indicador principal para actuar en consecuencia.

About admin

Check Also

heces oscuras

Heces negras u oscuras: origen y causas

Una de las cosas que más nos preocupan es que tras una visita al sanitario …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *